Gabol acompaña al ultrafondista Javier Iriberri en la RAAM (Race Across America), conocida como la carrera de ultrafondo más dura del mundo, pues recorre Estados Unidos de costa a costa en una sola etapa y en un máximo de 12 días. 


.

‘Soy de los que piensa que nunca debes conformarte: siempre puedes mejorar‘, dice nuestro gerente Francisco Gallego. Una filosofía que ha sabido trasladar a Gabol, donde el dinamismo y la mejora continuada son pilares fundamentales. Por eso,  apoyar retos como el que se ha marcado el ultrafondista navarro Javier Iriberri es uno de esos proyectos en los que nos ilusiona colaborar y que admiramos profundamente.

Iriberri ha asumido uno de los restos más ambiciosos de su carrera profesional: la RAAM (Race Across America), conocida como la carrera de ultrafondo más dura del mundo, pues recorre Estados Unidos de costa a costa en una sola etapa y en un máximo de 12 días. Una aventura en carreteras americanas celebrada del 12 al 25 de junio, solo apta para los más preparados profesionales del mundo. El recorrido pasa por 54 puntos de control, que se llaman Time Station, puntos que unen el recorrido desde la salida en la Costa Oeste (Oceanside-San Diego) hasta la llegada en la costa Este (Annapolis-Washington). Con el dorsal 592, Iriberri ha afrontado junto a sus seis miembros del equipo de apoyo, acompañados de nuestras maletas Gabol, la aventura de su vida, pues por el tamaño esfuerzo que supone, el ultrafondista solo se plantea abordarla una vez.

Javier Iriberri - RAAM - Gabol.

Iriberri con sus maletas Shibuya de Gabol.

“La carrera no es sólo cruzarse EEUU, sino que tienes una bajada muy grande, dos desiertos, la subida hasta el punto alto de más de 3.000 metros de altura…”, explicaba Iriberri al Diario de Navarra. Además de la distancia entre llegada y meta, el pamplonés debía hacer frente a 5.400 metros de desnivel acumulado, a las diferentes temperaturas (entre 40 y 50 grados en los dos desiertos), a los cambios meteorológicos y a cualquier imprevisto que pudiera suceder en los días de carrera.  A eso hay que sumarle que, la prueba es a una sola etapa y cuenta con tres puntos de corte, es decir si el corredor llega más tarde de lo que la organización ha estipulado, es eliminado. Esto obliga a los participantes a dormir una media de dos o tres horas diarias y de realizar las típicas acciones del día a día, como lavarse los dientes, encima de la bicicleta.

Finalmente, nuestro campeón Iriberri completó los 4.935 kilómetros en 11 días, 3 horas y 56 minutos. La Race Across America fue todo un reto y una experiencia llena de momentos para recordar, y que tuvimos la suerte de vivir junto a él.

Javier Iriberri - RAAM - Gabol.

Javier Iriberri con todas las maletas Shibuya de todo el equipo.

.

¡Enhorabuena, campeón! 

.


.

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar